PLAN NACIONAL DE DESARROLLO PLANTEA UN MODELO POST NEOLIBERAL, CON UN GASTO PÚBLICO EFICIENTE: MARIO DELGADO

10 de junio, 2019

El Plan Nacional de Desarrollo que propuso el presidente Andrés Manuel López Obrador plantea la construcción de un modelo post neoliberal, donde el Estado ejerza un gasto público eficiente, sin corrupción, para ofrecer mejores servicios públicos y condiciones de bienestar para la gente, expuso el diputado Mario Delgado Carrillo, coordinador del Grupo Parlamentario de Morena.

 

Al participar en la Entrega de Resultados sobre El Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024 de las Comisiones Unidas de Presupuesto y Cuenta Pública y Hacienda y Crédito Público, Delgado Carrillo comentó que es momento de revisar cómo gastamos, antes de plantear una redefinición del sistema fiscal o generar nuevos impuestos.

 

“Gastamos muy mal, si no gastamos mejor, el Estado no tiene legitimidad para salir y pedirle más impuestos al sector productivo o a las familias mexicanas. Han crecido los recursos del Estado en los últimos años, pero no hemos sido eficaces en ofrecer servicios públicos y condiciones que mejoren el bienestar”, explicó.

 

Mario Delgado señaló que en los últimos 36 años, durante el modelo neoliberal, ha prevalecido una idea de que hay que tener un Estado lo más pequeño posible, alejarlo de los sectores productivos, de la economía, un estado pequeño, regulador, pero que no genera valor.

 

Ante esto, se observa que los resultados son insatisfactorios e insuficientes. Un crecimiento económico del 2 por ciento en promedio, un aumento sostenido de la pobreza, un aumento en la desigualdad del ingreso y una creciente ola de violencia e inseguridad.

 

Ante esta situación, Mario Delgado dijo que en este gobierno se planteó ir hacia una definición diferente del Estado, “no para regresar al Estado interventor, sino para tener un Estado que genere valor”.

 

“Se necesita una profunda reforma al gasto público, no es sencilla; los desajustes son normales en un gobierno que está tratando de ser más eficaz, más austero y que el gasto público tenga mayor impacto en la economía”, agregó el legislador de Morena.

 

El también presidente de la Junta de Coordinación Política mencionó que el mayor incentivo que puede haber a la inversión pública y privada en nuestro país, sin duda es erradicar la corrupción.

 

En el caso de la infraestructura como palanca de proyectos de desarrollo regional, Mario Delgado dijo que es algo de lo que ha carecido el país, ya que por lo menos los últimos tres planes de desarrollo y después planes posteriores de infraestructura, surgió un listado de obras pero sin visión de desarrollo regional.

 

El Tren Maya es una estrategia de desarrollo regional, no es una infraestructura ferroviaria; lo mismo que el Tren Transístmico o la Refinería de Dos Bocas, “pues es una estrategia de desarrollo regional dentro de una visión global de flujos de comercio entre Asia y Europa como alternativa al Canal de Panamá”.

 

“El mantra de los últimos gobiernos neoliberales era finanzas públicas sanas, incluso aún de una economía muerta. El hecho de poder renunciar a recaudación el corto plazo para apostar en lograr una zona más competitiva, en la frontera del país y que se genere mayor crecimiento económico, es una visión diferente”, dijo Mario Delgado.